17 octubre, 2015

LOS PIRINEOS


Los PIRINEOS, una cordillera joven típicamente alpina, se extienden a lo largo de 435 Km entre el Golfo de Vizcaya y el cabo de Creus. La línea de cumbres sirve de frontera entre España y Francia. La vertiente española tiene una gran anchura, llegando a superar los 100 Km de norte a sur en el sector central.




En esta Cordillera podemos distinguir varias partes:





1) PIRINEO AXIAL

Es el eje de la Cordillera. Son los restos del antiguo macizo herciniano de Aquitania levantado durante el plegamiento alpino. Los materiales son paleozoicos (granitos, pizarras, cuarcitas....). Aquí están las mayores alturas de la Cordillera: Aneto (3408 m.), Puigmal (2913), Canigó, Encantats.


Aneto

2) PREPIRINEO

Sierras interiores y Sierras Exteriores se formaron en la Era Terciaria por el plegamiento de materiales secundarios (fundamentalmente calizas) depositados en la fosa pirenaica. Relieves menos altos que en la zona axial.

Monte Perdido
  • Las Sierras Interiores son una estrecha franja de alineaciones que están pegadas al Pirineo Axial. Agudos crestones que se acercan a las alturas del Pirineo Axial en el Monte Perdido (3355) y que superan los 2000 m. en muchos puntos (en la Sierra de Cadí se llega a los 2567 m. en el pico La Torre de Cadí). Los ríos cortan transversalmente estas sierras por profundos desfiladeros (Noguera Pallaresa, Noguera Ribagorzana, segre...)
Las Sierras Exteriores tienen una altutud menor, entre 1500 y 2500 m. Pertenecen a estas sierras las de Leyre (1371) Guara (1864), Loarre (1864), Gratal (1542), Montsec (1693)...
  • Depresión media, muy alargada y de 20 km. de anchura, separa las Sierras Interiores y las Exteriores. El material predominante es la marga. La parte principal de esta depresión es el Canal de Berdún (70 Km.) recorrido por el río Aragón; se prolonga hacia el oeste por la Val Ancha, hacia Navarra por la Cuenca de Pamplona y hacia Cataluña por la Tremp.



La transición de las Sierras Exteriores a la Depresión del Ebro se realiza a través de una franja más o menos continua de conglomerados miocenos, adosados a las sierras, como en el caso de Riglos. Los mallos se han originado a partir de unas fracturas ortogonales en los conglomerados, en su desarrollo intervienen la erosión y la meteorización que individualizan y modelan los bloques.

Evolución del relieve tipo mallos. Fuente: Benito Fernández, 1986

Los mallos de Riglos

El glaciarismo cuaternario afectó a la mayor parte delos Pirineos. Diez grandes glaciares (hielo de entre 300 y 500 m. de espesor en el Pirineo Central) descendieron hasta los 770-800 m. Algunos glaciares alcanzaron los 50 Km. de longitud. Estos glaciares dieron lugar a profundos valles en forma de U hoy bien visibles (como en Ordesa), además de otras huellas como grandes circos de cabecera, acumulaciones morrénicas o los numerosos ibones o lagos (casi un millar) que son cubetas en forma de embudo resultantes de la excavación de los glaciares. 





Valle de Ordesa

En la actualidad, en la Península Ibérica solo hay glaciares activos en los Pirineos, en claro retroceso.

http://www.magrama.gob.es/es/agua/temas/evaluacion-de-los-recursos-hidricos/Glaciares_del_Pirineo_espa%C3%B1ol_tcm7-193118.pdf



En la zona oriental, en la unión con las Cordilleras Costero Catalanas (especialmente en los alrededores de Olot), las fallas de orientación norte-sur favorecieron la aparición de pequeños volcanes que dieron lugar a coladas de lava de hasta 15 Km de longitud (hoy se conservan muy bien unos cuarenta conos volcánicos de reducidas dimensiones). En Internet, generalmente en páginas turísticas, se pueden observar diversas fotografías de volcanes de la zona de Olot.

Cono volcánico de Santa Margarida