14 diciembre, 2015

ELEMENTOS DEL CLIMA ( y VI): EVAPORACIÓN, AVAPOTRANSPIRACIÓN Y ARIDEZ


La evaporación es proceso gradual por el cual el agua en estado líquido se transforma en vapor a temperatura ambiente. El calor ocasiona la agitación de las moléculas de agua y provoca que éstas ganen la energía suficiente para desprenderse del líquido y convertirse en vapor. Así pues, la evaporación requiere el aporte de gran cantidad de energía. Lógicamente, la evaporación es mayor cuando aumenta la temperatura, por eso es mayor en las horas centrales del día o aumente en los lugares en los que la temperatura media es mayor (como se ve en el mapa, en España aumenta de norte a sur)

http://www.ign.es/espmap/mapas_clima_bach/Mapa_clima_08.htm


http://vocabulariogeografico.blogspot.com.es/
2011/09/evapotranspiracion.html

La evapotranspiración es la pérdida de humedad de la superficie terrestre debida a la insolación y la transpiración de las plantas y del suelo. Se expresa en mm por unidad de tiempo (por ejemplo, en un día). Podemos distinguir:
  • Evapotranspiración real que es la que se produce realmente
  • Evapotranspiración potencial que es la que se produciría de haber agua suficiente y una cobertura vegetal dada.


La aridez es la insuficiencia de agua en el suelo y en la atmósfera. La aridez pone en relación las precipitaciones con la evapotranspiración y la absorción del suelo.


Para medir el grado de aridez se emplean diferentes índices, algunos ejemplos:


1) Gaussen. Un mes es seco cuando las precipitaciones en mm. son inferiores a las temperaturas en grados multiplicadas por dos. Es un índice muy visual, pues al representar temperaturas y lluvias en una gráfica (climograma o diagrama ombrotérmico)  con el valor de la escala del eje de las lluvias doble que le de las temperaturas, todos los meses en los que las barras de las precipitaciones estén por debajo de la línea de las temperaturas son áridos.

En estos climogramas se ve claramente que Burgos tiene dos meses secos (julio y agosto) mientras que Bilbao no tiene meses secos (las barras de las precipitaciones siempre están
por encima de la línea de las temperaturas)

2) Lautensach-Meyer. Este índice se fija en el número de meses que tienen déficit hídrico, es decir, cuyas precipitaciones están por debajo de 30 mm. Así clasifica las zonas:
  • Húmedas: ningún mes por debajo de 30 mm.
  • Semihúmedas: de 1 a 3 meses por debajo de esa cifra
  • Semiárida: de 4 a 6 meses
  • Semiárida extrema: de 7 a 11 meses.



3) Martone.




4) Lang. Resulta de dividir la precipitación anual en mm. entre la temperatura media en grados. Interpretación del resultado

  • 0-20: desérticos
  • 20-40: áridos
  • 40-160: húmedos
  • Más de 160: hiperhúmedos